Cocinar, terapia de relajación

Cocinar es una actividad relajante, según recientes estudios realizados en EEUU. Cocinando no sólo se obtienen deliciosos y nutritivos platos, además se ha demostrado que es una técnica derivada de las terapias de conducta, que fomentan la motivación y ayudan a alcanzar nuestras metas.

Usando la cocina se puede tratar a pacientes con depresión y diferentes adicciones a través del desarrollo de distintas habilidades como la toma de control, la emoción y la memoria.

Habilidades que se desarrollan en la cocina:

Control: Ponerse a cocinar es todo un ritual, pensar la receta, tener los ingredientes, seguir los pasos de la elaboración, disponer de los productos y utensilios que serán necesarios para cocinar… se necesita una buena organización y tener el control de qué se quiere conseguir. Amasar, batir o picar con energía libera la mente, la tensión y hasta te devuelve la tranquilidad.

Emoción: El mundo gastronómico es infinito, cada día salen nuevos recetas, ideas, fotos, vídeos, o programas de los que podemos aprender y encontrar una nueva motivación para seguir aprendiendo y cocinando. El afán por descubrir nuevos sabores, ingredientes o presentaciones supone un nuevo resto para cualquier cocinero, la cocina tiene cabida para todos aquellos que busquen en la cocina la satisfacción de cocinar.

Satisfacción: Cocinar es una actividad generosa, se busca la felicidad y satisfacción de los comensales. El cocinero se implica de una manera diferente, especial para conseguir los mejores resultados posibles y poder complacer a sus invitados, y por consiguiente consiguiendo la satisfacción personal por el trabajo bien hecho.

Memoria: Cocinar potencia la memoria. Pensar en los ingredientes, los materiales necesarios, el orden de preparación… todo el proceso de cocinar lleva asociado un esfuerzo cognitivo importante. Por otro lado, hay ciertos olores que nos llenan de recuerdos, ya que son grandes activadores de la memoria. Esta memoria olfativa tiene más poder en la relación emocional que la relación que establecemos con ciertos platos y alimentos.

La mejor gastronomía del mundo

El mundo gastronómico ha evolucionado de una manera sorprendente en los  últimos años. De la gastronomía tradicional confeccionada durante siglos a la plena innovación culinaria conseguida a través de la sofisticación y las técnicas más modernas y vanguardistas. España se ha convertido en las últimas décadas en una potencia gastronómica admirada por todo el mundo.

Según Jordi Roca, el “eje dulce” de los hermanos Roca, propietarios de El Celler de Can Roca, “imposible quiere decir que todavía no has encontrado la solución”. Su secreto es el reto diario, la innovación constante y la creencia de que siempre queda algo mejor por hacer. Su cocina es más que un espacio donde cocinar, es un laboratorio, un espacio de creación e inspiración.

El imperio gastronómico español se halla arropado por la explosión de talento de los más prestigiosos profesionales gastronómicos a nivel mundial pero también, y sobre todo, por la dieta mediterránea y una materia prima privilegiada. A esto se suman una buena base de cocina tradicional y una cultura gastronómica variada. Todos estos ingredientes hacen que a día de hoy seamos el mayor referente mundial gastronómico.

Y como ejemplo de la calidad de nuestras materias primas está el cordero castellano y el lechazo. También los grandes de la gastronomía juegan en sus restaurantes con este plato tradicional aliñado con litros de innovación.

Así, el Celler de Can Roca, elegido el pasado 1 de junio como el mejor restaurante de mundo, está trabajando en un aceite esencial de oveja con una potencia aromática que recrea encontrarse en mitad de un  rebaño. Esta exquisitez líquida ha sido creada para combinar con un plato de cordero mediante un sistema de destilación único que todavía están desarrollando.

El cordero inyectado y malta de cerveza, de Arzak y presentado hace unos años en Madrid Fusión; los sesos de cordero con erizo y algas de Ferrán Adriá; y la paletilla de cordero asada con ragú de cordero de Adúriz son buenos ejemplos. El cordero está en las mesas de los mejores restaurantes españoles del mundo: Adriá, Arzak, Dani García, Quique Dacosta, Carme Ruscalleda, Andoni Luis Aduriz y un largo etcétera de grandes maestros hacen que España sea un paraíso gastronómico y un orgullo para los de dentro y fuera de sus fronteras.

 

 

 

Lista de los 50 mejores restaurantes del mundo

  1. El Celler de Can Roca, Girona, España
  2. Osteria Francescana, Modena, Italia
  3. Noma, Copenhague, Dinamarca
  4. Central, Lima, Perú
  5. Eleven Madison Park, Nueva York, Estados Unidos
  6. Mugaritz San Sebastián, España
  7. Dinner by Heston Blumenthal London, Reino Unido
  8. Narisawa , okio, Japón
  9. D. O. M. São Paulo, Brasil
  10. Gaggan, Bangkok, Tailandia
  11. Mirazur Menton, Francia
  12. L’Arpège Paris, Francia
  13. Asador Etxebarri, Atxondo, España
  14. Astrid y Gastón,  Lima, Perú
  15. Steirereck, Viena, Austria
  16. Pujol, Mexico D. F., México
  17. Arzak, San Sebastián, España
  18. Le Bernardin, Nueva York, Estados Unidos
  19. Azurmendi, Larrabetzu, España
  20. The Ledbury, Londres, Reino Unido
  21. Le Chateaubriand París, Francia
  22. Nahm, Bangkok, Tailandia
  23. White Rabbit, Moscú, Rusia
  24. Ultraviolet by Paul Pairet, Shanghai, China
  25. Fäviken Järpen, Suecia
  26. Alinea, Chicago, Estados Unidos
  27. Piazza Duomo Alba, Italia
  28. The Test Kitchen, Ciudad del Cabo, Sudáfrica
  29. Nihonryori RyuGin, Tokio, Japón
  30. Vendôme Bergisch Gladbach, Alemania
  31. Restaurant Frantzén, Estocolmo, Suecia
  32. Attica, Melbourne, Australia
  33. Aqua Wolfsburg, Alemania
  34. Le Calandre Rubano, Italia
  35. Quintonil, Mexico D. F. México
  36. L’Astrance, París, Francia
  37. Biko Mexico D.F., México
  38. Amber, Hong Kong, China
  39. Quique Dacosta, Denia, España
  40. Per Se, Nueva York, Estados Unidos
  41. Maní, São Paulo, Brasil
  42. Tickets, Barcelona, España
  43. Boragó, Santiago, Chile
  44. Maido, Lima, Perú
  45. Relae, Copenhague, Dinamarca
  46. Restaurant André, Singapur
  47. Alain Ducasse au Plaza Athénée, París, Francia
  48. Schloss Schauenstein Fürstenau, Suiza
  49. Blue Hill at Stone Barns Pocantico Hills, Estados Unidos
  50. The French Laundry, Yountville, Estados Unidos